Una Casa Decorada en Muchos Viajes...

Me gustan las casas inesperadas. De esas en las que, desde su misma entrada, "la cosa promete". 

De las que no sabes con qué más te podrán sorprender en el siguiente paso, pero que inesperadamente lo vuelven a conseguir.

Casas con dueños inquietos, que viajan a lejanas tierras, regresando con alguna pieza o recuerdo de algún rincón que les robó un pedacito de corazón.



 
¿Podríamos estar hablando de Estilo Étnico? Tal vez sí. 

¿Podríamos estar hablando de seres libres que disponen al antojo de su intuición elementos decorativos, telas, pinturas...? Puede, tambien.

Lo cierto es que esta casa con la que me he cruzado curiosando, quién sabe qué en internet, atrapó mi curiosidad por completo, no podía guardármela para mí sola. Situada en un entorno tropical, han sido absolutamente infructuosos mis esfuerzos por hallar el lugar en el que está ubicada, pero bueno, si alguien sabe, que lo comparta y me saque de esta duda.


La casa nos recibe con una entrada con madera en blanco y acabado natural por protagonista en techos, paredes, suelo y mobiliario. Sin demasiado tratamiento ni renovación. Como intentando alargar la vida de estas piezas y conservar la belleza con la que fueron creadas.

Las cestas, aparentemente hechas a mano, la alfombra y la viga tallada en el techo ya nos hacen sospechar que este casa procede "del mundo".




Esta sala de estar parece el interior de un granero y no por ello han renunciado a empapelar las paredes hasta una altura.



El comedor es francamente fascinante. Con su lámpara de araña, su mesa de madera sin tratar, con esos banderines que, no estoy segura, pero me parece que están relacionados con el budismo y además, ubicado en una especie de balcón.



La cocina se divide en dos espacios, resulta difícil asimilar que conformen la misma estancia, pero, parece ser, que así es.

Me ha llamado la atención el espejo que preside la zona de trabajo y el acabado en cemento de su pared superior. El espejo por original y el cemento porque, como ya adelanté en este post, iba a ser una de las tendencias decorativas protagonistas en 2014.

Tampoco podía dejar pasar el suelo hidráulico, muy propio de finales de siglo XIX en Europa. La originalidad de los mosaicos impregnan más carácter, si cabe, a una cocina que parece que ha aguantado muy bien el paso del tiempo.





Y volvemos a la parte de la casa que conecta con un "granero". A esta cocina no le falta detalle y la funcionalidad manda, frente a la estética. 

Mucha iluminación, ventilación y una mesa central donde pasarse horas con un café entre las manos, resolviendo el mundo, que somos much@s los que lo hacemos.



¿Y qué decir de este baño? Parece que está emplazado en el exterior, de paredes también con acabado en cemento, una lámpara de araña que hace las delicias del diseñador más transgresor y esa bañera en la que me perdería sin dudarlo en una apacible siesta o un buen libro.


Si quieres saber más sobre los bellos recuerdos que guardo de cuándo había bañera en casa de mis padres y mi reivindicación activa para que vuelvan, pues no entiendo el destrono que ha habido en favor de los platos de ducha, este post te interesa.



Y acabamos el post con el dormitorio principal. Aquí parece que hemos ascendido al segundo piso del "granero". Los textiles en paredes, suelos y cama toman las riendas y le aportan calidez al conjunto.



Esta casa evoca conceptos tales como: capricho, almas libres, libertad, diversidad, naturaleza, historia, frugalidad como norma y estilo de vida, sin renunciar a la estética de lo diferente, revelándose contra los cánones establecidos...

¿Sueles seguir un estilo estricto o también eres un alma libre?


Un abrazo,

 

Imágenes: House to Home



2 comentarios:

CyN dijo...

Uy, yo soy claramente un alma libre decorando... Mi casa es un batiburrillo de cosas de lo más variopinta y raras xD

Me encanta "tu" granero, la cocina es encantadora. Y sí, yo también abogo por las bañeras, que se echan muchísimo de menos.

Paz De Miguel dijo...

Me encanta ese aire retro, vintage o con solera como diría yo, dan ganas de estar allí sentado viendo todo lo que hay alrededor.
Felicidades por tu trabajo, bonitas fotos y mejores comentarios. Aquí me quedo siguiéndote.
http://construyendoilusioness.blogspot.com.es/
Un besín